Hundido de Armallones desde Ocentejo.

Lo que prometía ser un apacible día de senderismo, se convirtió en una larga jornada de más de 12 horas donde el calor y las “chanclas” en la mochila que nos recomendaron llevar para cruzar el río, nos hicieron pensar en un típico día de verano.

El autobús con 56 personas, trasportín incluido, antes de que amaneciese, el sábado 1 de octubre se dispuso desde Plaza de Castilla partir hacia Ocentejo (Guadalajara) para realizar un recorrido circular en el primer caso y lineal en el segundo.

Siete personas optaron por lo primero. Lo que en principio no presentaba ninguna dificultad, se complicó hasta convertirse para los participantes que decidieron hacer el recorrido más corto, en una larga jornada, que aunque en ningún momento alarmó al resto del grupo, pues nunca se perdió la comunicación por radio y/o teléfono, sí nos impidió regresar a Madrid a la hora prevista.

A las 9.30 horas llegamos a Ocentejo. Tras un pequeño despiste, en cuestión de 10 minutos y volviendo de nuevo al origen, retomamos la pista forestal correcta hacia el río Tajo. Al principio, todos juntos, dejando a nuestro paso cañones, hoces, cuchillos, nos encontramos con el peculiar Hundido de Armallones. Llegamos a las Salinas de la Inesperada donde se constituyeron los dos grupos.

Para mi grupo, el más numeroso, en poco tiempo empezó el “calvario”. Y digo esto porque me recordaba los espectáculos tan por mi detestables, que año tras año “enriquecen” nuestra Semana Santa. No se trataba de latigazos, puños ensangrentados golpeando martillos o simuladas crucificaciones de entregados cristianos. Era tan solo el transitar por unos senderos completamente descuidados que en poco tiempo dibujaron con arañazos brazos y piernas de los atrevidos socios que caminaban en pantalón corto. Caminos que no creo inviten a ese “turismo de interior” con el que tanto nos llenamos la boca cuando hablamos de los recursos de nuestro País. ¿Pretenderemos que acudan al Parque Natural del “Alto Tajo” los turistas desde el ruinoso aeropuerto de Ciudad Real para contemplar la belleza de la zona o porqué no el vuelo del águila perdicera de la que tanto me hablaron cuando pedí información en la Conserjería de Turismo repitiéndome hasta la saciedad :“No pueden transitar determinada zona. Está nidificando el águila perdicera”?. ¿No podrían poner siquiera un cartel indicando que hay un puente para cruzar el Ablanquejo?.

Senderos por los que en tiempos transitaba el ganado, ahora sólo ofrecen zarzas y toda clase de agresivo ramaje. Tras algún que otro fallido intento por abandonar este casi inaccesible lugar llegamos al molino de Huertahernando. Escarpado sendero que gracias a que el río no bajaba muy crecido pudimos, embarrándonos repetidas veces, llegar a una apacible pradera donde descansamos y repusimos fuerzas. Todos, deseosos por vadear, como se nos había indicado, el Ablanquejo, apenas pudimos disfrutar del paisaje. Gracias a nuestro “Rober”, pues no había ninguna indicación, encontramos el puente del que se hablaba en alguna que otra página en Internet. Y de la forma más cómoda, aunque nada emocionante, cruzamos el río.

Continuamos en dirección a Huertapelayo sin abandonar los agresivos y apenas perceptibles senderos. Renegamos una y otra vez por no haber puesto en la mochila, junto a la ya clásica empanada, el machete y las tijeras de podar. Adentrados en la Jungla manchega, tras un ligero despiste, intentamos la senda que une Huertahernando con Huertapelayo. El tiempo se nos echa encima. Nos cuesta, debido a la inaccesibilidad de los senderos, avanzar con rapidez. Así que decidimos por indicación de José, nuestro responsable de “cordales”, contactar con el Bus para indicar a Ángel, el conductor, que nos recoja en Huertahernando. Localidad más próxima. Antes de advertirle de nuestra intención, nos comunica un miembro del grupo que se dio la vuelta al llegar al Ablanquejo, que no veía muy clara la accesibilidad hacia el rio, que la “cordada” que optó por la ruta circular tenía dificultades para regresar. Así que después de adelantar la vuelta para dirigirnos a Huertahernando tuvimos que esperar en este pueblo más de hora y media. Eso sí cerveza y refrescos no nos faltaron. Recomiendo la terraza de este pueblo. “Todo a euro” . Un nutrido grupo de lugartenientes que recordará la llegada de estas cuarenta y tantas personas que se dispusieron a contar la experiencia que ellos, hace más de tres décadas llevaron a cabo. Su quietud dominical se vio alterada. Mereció la pena llevar a estas personas la vivencia de estos aguerridos montañeros. El Bus tenía que venir a recogernos desde Ocentejo, volver de nuevo a esta localidad y recoger a los “bienvenidos despistados”.

Hacia las 20.00 horas salimos “sanos y salvos” aunque con varios rasguños hacia Madrid.

De los 56 participantes, 42 llevaban la licencia federativa correspondiente y al resto, 14, se les hizo el correspondiente seguro individual de accidentes.


Autor: Naty

ACCESO SOCIOS

Las cookies deben estar habilitadas en su navegador

Si eres socio y no tienes contraseña haz clic aquí

FEDÉRATE

Licencias FMM 2020

¡¡¡Solicita tu licencia anual!!!

Modalidades y Precios Licencia 2021

¿Qué hacer en caso de accidente? Teléfonos en caso de accidente

Si estas federado con otro club, envía una foto del carnet con los datos a licencias2021@montanapegaso.es

ÚLTIMAS ACTIVIDADES

SEGURIDAD

Leer más

Calcula tu M.I.D.E.
Herramienta para evaluar la dificultad de una salida. 

TABLÓN DE ANUNCIOS

Anuncios   Foros
Compra-venta de material, salidas no oficiales, convocatorias montañeras, opiniones...

TIEMPO

El Grupo de Montaña Pegaso es una asociación sin ánimo de lucro integrada por un heterogéneo grupo de personas, con el fin de disfrutar de la naturaleza al aire libre mediante la práctica de deportes de montaña.

Si quieres proponer y coordinar una actividad, por favor envíala a calendario@montanapegaso.es.

CONTACTO


LUGAR:
Centro Cultural Eduardo Chillida (mapa),
C/ Arroyo Belincoso, 9 - 28030 Madrid (metro Vinateros)

HORARIO:
18:30h. a 21:00h.
Los segundos miércoles de cada mes.

TELÉFONO Y WHATSAPP:
641 414 426
Martes, miércoles y jueves de 19:00h. a 21:00h.
 
CORREOS:
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

REDES SOCIALES